Causas judiciales afectan la posible reelección de Etchevehere en la SRA

Este año la entidad renueva autoridades. Por tradición los presidentes duran al menos dos períodos de dos años cada uno. Sin embargo, varios directores amenazaron con renunciar si el entrerriano, con dos causa penales, es reelegido.

El presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Luis Miguel Etchevehere, quedó acorralado. Sus pares lo interpelan, le reclaman explicaciones, discuten los caminos que debería seguir para aclarar las causas penales que lo tienen en el centro de la escena, una por defraudación vinculada con los manejos financieros realizados desde Las Margaritas SA, una empresa que comparte con su madre y hermanos también socios de la entidad; y otra por posible reducción a la servidumbre de dos trabajadores rurales.

Este año la entidad deberá renovar autoridades. Por tradición, los presidentes duran al menos dos períodos de dos años cada uno. Sin embargo, varios directores que forman parte de este comité amenazaron con renunciar si Etchevehere es reelegido por otro período.

Si bien hay una instancia de votación, la entidad suele presentar una lista única seleccionada por un comité denominado Unidad y Acción, que funciona como el partido político de la SRA. Está integrado por los últimos seis ex presidentes Horacio Gutiérrez, Guillermo Alchouron, Eduardo A. C. de Zavalía, Enrique Croto, Luciano Miguens y Hugo Luis Biolcati y 40 directores más. Con el comienzo de la próxima Exposición Rural el 17 de julio, este comité deberá definir si Etchevehere renueva su cargo. En tanto, los seis ex presidentes enviaron una comunicación interna expresando su solidaridad para con el actual titular.

Luego de las denuncias del Registro Nacional de Trabajadores y Empleadores Agrarios (Renatea) por la situación de los hermanos Cornejo, el presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Luis Miguel Etchevehere, utilizó el correo electrónico institucional de la entidad que dirige para deslegitimar las presentaciones formales en la Justicia. “Esta denuncia se trata de una persecución política por su pública defensa al sector agropecuario como presidente de la Sociedad Rural Argentina”, indicó el comunicado de la entidad fechado el 30 de mayo. El silencio de la mayoría de los medios de comunicación le otorgó cierto respiro, hasta que los cuestionamientos irrumpieron en la última reunión de directores, el 24 de junio.

La vocal titular y primera directora mujer de la SRA, Mercedes Lalor, inquirió: “¿Qué son estas denuncias de La Hoyita?”. El presidente de la entidad le respondió que “esto es algo en contra de mí”, y agregó: “Los peones declararon hoy y dijeron que no trabajaban ahí”.

En esa misma reunión, los directores Federico Boglione y Gonzalo Villegas también manifestaron sus cuestionamientos. Fue el primer dato concreto del malestar “institucional”.

El Comité de Unidad y Acción funciona como el partido político interno de la SRA. Son los que proponen los nombres de la lista única que luego será votada por 720 socios, aproximadamente. La lista se decide durante el transcurso de “Palermo”, como denominan los ruralistas a la exposición agrícola-ganadera que se desarrolla en el predio ferial de ese barrio, actualmente en un litigio judicial con el Estado. En las elecciones de 2012, Luis Miguel Etchevehere obtuvo menos votos (582 votos) que quien fuera erigido como vicepresidente, Daniel Pelegrina (588). Y menos sufragios aún que los vocales generales titulares, como Boglione (612 votos), Conrado Cimino (605), Martín Goldstein (609), Horacio Luis La Valle (602), José Pedro Reggi (601), Carlos Reyes Terrabusi (606) y Sebastián Rodríguez Larreta (613).

“Siendo presidente de la Sociedad Rural Argentina, con la relevancia y señorío que merece tal responsabilidad, creemos que el señor Etchevehere debería dar el ejemplo siendo una persona transparente, honesta y sin causas judiciales que por consecuencia terminen manchando el buen nombre y honor que desde 1866 lleva adelante la entidad.” Este textual es parte de un correo electrónico que circuló entre todos los consocios de la entidad. Si bien era anónimo, tuvo la relevancia suficiente como para convulsionar a los directores de la entidad.

Los socios de la SRA, estén a favor de Etchevehere o en contra, no quieren que los cuestionamientos hacia el presidente de La Rural sean difundidos por los medios de comunicación. Ni siquiera los ex titulares de la SRA han opinado en público sobre el tema, aunque sí recurrieron a una comunicación interna.

“Frente a versiones que intentan desacreditar al señor presidente de la Sociedad Rural Argentina, mediante acusaciones difundidas en algunos medios, los abajo firmantes, ex presidentes de la entidad, queremos hacer saber a los socios nuestro absoluto respaldo al Dr. Luis Miguel Etchevehere y a su gestión al frente de la institución.” El texto, que circuló con estricto secreto entre los socios, fue firmado por Gutiérrez, Alchouron, Zavalía, Croto, Miguens y Biolcati.

También opinó sobre el tema Gerónimo Momo Venegas, titular de la Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (UATRE) y ex socio de la SRA cuando el gremialista manejaba el Renatre. En un programa de Radio América le consultaron qué pensaba de la situación de Etchevehere y de la causa por posible reducción a la servidumbre: “Sí, no queda muy bien que el presidente de la Sociedad Rural, si es verdad esto… Según él, cuando yo le pedí explicaciones me dijo que eran los montaraz (sic), gente que realmente vivía de la caza, de la pesca y que estaban en el monte, que no tenían ningún trabajo con la estancia. Pero esto lo tendrá que deducir el Ministerio de Trabajo, como corresponde”, sostuvo Venegas.

Mientras tanto, los indignados rurales continúan buscando dónde expresar sus críticas hasta que llegue “Palermo”. Por ejemplo, Marcelo Hilario Rojas Panelo, delegado de Azul; María Lorena del Río, delegada de San Miguel del Monte; Emilio Pereyra Iraola, ex director de SRA y descendiente de uno de los fundadores de la entidad; Michel H. Thibaud, delegado del Conurbano Zona Norte, ex director SRA; Soledad Diez de Tejada, ex candidata a diputada nacional por Compromiso Federal (Rodríguez Saá) y productora agropecuaria, y Mercedes Lalor, vocal titular, directora SRA, vienen participando de acalorados debates en las redes sociales vinculados con la entidad.

“Lo único que decimos es que desde hace días hay gente que quiere empañar la gestión de LME (Luis Miguel Etchevehere) y para eso se basa en cosas de los diarios. Es bien sabido que el Gobierno se la quiere dar al campo. Entonces elige a la SRA, primero con el predio y ahora con estas acusaciones”, escribió Rojas Panelo, según publicó Página/12.

Quien le respondió fue Soledad Diez de Tejada, autodefinida como peronista de derecha. “Esto ya pasó de castaño a oscuro. Hasta en el diario de Venado Tuerto salió la noticia. Yo no tengo nada que ver, no tengo causa alguna penal ni civil. Pensé que era delegada de una entidad que defiende el campo. Si tengo que sacar una solicitada haciendo puré a los negreros lo hago. No podemos estar flojitos de papeles”, sostuvo la ex candidata a diputada por Compromiso Federal.